Día #10 Ama tu cuerpo y sana tu dolor.

La lección de hoy es sobre el dolor, es decir,  de dónde surge, lo que te está queriendo decir  y lo que puedes aprender de él.
Hoy vas a usar el trabajo del espejo para abrir una nueva puerta a amar tu cuerpo y a sanar tu dolor.
Nadie quiere sentir dolor, pero si lo sientes, ¿qué puedes aprender de ello? ¿De dónde surge  ese  dolor?  ¿Qué  está  intentando  decirte?  Puesto  que  el  dolor  puede  ser  una manifestación de un malestar físico o mental, es evidente que el cuerpo y la mente son susceptibles a él.
El cuerpo, como todo lo demás en esta vida, es un reflejo de nuestros pensamientos y creencias internos. Siempre nos está hablando, por si nos molestamos en escucharle.
Considera cada uno de tus dolores como un maestro que te está diciendo que tienes una idea falsa en tu conciencia. Alguna de  tus creencias, algo que has dicho, hecho  o pensado no es lo que más te conviene. Siempre me imagino mi cuerpo tirando de mí y diciéndome: «¡Por  favor,  presta  atención!» Cuando  descubres  el  patrón mental  que  se esconde detrás del dolor o de la enfermedad, tienes la oportunidad de cambiarlo a través de tu trabajo del espejo y frenar el mal-estar. ¿Estás dispuesto a prestarle atención a tu cuerpo y a liberarte de la necesidad que ha contribuido  a  tu  dolor?  Si  es  así,  empieza  tu  trabajo  del  espejo  y  aprende  a  amar  tu cuerpo y a curar tu dolor.

Afirma: Amo mi cuerpo. Le devuelvo la salud óptima a mi cuerpo dándole lo que necesita en todos los aspectos.

Ejercicio del trabajo del espejo para el día 10

  1. Elige  el  dolor  o  la  enfermedad  sobre  el  que  te  gustaría  trabajar  hoy.  Por ejemplo, la acidez de estómago.
  2. Ponte de pie o siéntate delante del espejo Mírate fijamente a los ojos y formúlate estas preguntas: ¿De dónde viene esta acidez de estómago? ¿Qué está intentando decirme? ¿He comido algo que  no  era  sano?  ¿Tengo  miedo  de  algo?
  3. Independientemente  del  dolor  o  mal-estar  que  estés  padeciendo,  puedes repetir  estas  afirmaciones:  Respiro  libre  y  profundamente.  Escucho  los mensajes  de  mi  cuerpo.  Alimento  mi  cuerpo  con  comida  saludable  y nutritiva. Descanso cuando mi cuerpo lo necesita. Amo este extraordinario cuerpo.  Estoy  a  salvo.  Confío  en el  proceso de  la vida.  No  tengo  miedo. Sigue repitiendo estas afirmaciones.
  1. Ahora  repite  algunas  afirmaciones  específicas  para  el  área  que  te  está doliendo.  Si  tienes  problemas  de  estómago, por  ejemplo, di: Quiero  a  mi  estómago.  Te  quiero  mucho,  estómago  sano.  Te  nutro  con alimentos saludables y tú los digieres con alegría. Te doy permiso para que estés bien.
  1. Repite estas afirmaciones dos o tres veces más

El poder está dentro de ti: Tu ejercicio del cuadernillo para el día 10

  1. Cuando sientas dolor o malestar, dedica un tiempo a tranquilizarte. Confía en que tu Poder Superior te indicará qué es lo que tienes que cambiar en tu vida para liberarte de este dolor.
  2. Visualiza un entorno natural perfecto con tus flores favoritas creciendo en abundancia  a  tu  alrededor.  Siente  y  huele  el  dulce  aire  cálido  que  te  da suavemente  en  la  cara.  Concéntrate  en  relajar  todos  los  músculos  de tu cuerpo.
  3. Hazte estas preguntas: ¿Cómo estoy contribuyendo a este problema? ¿Qué es  lo  que  tengo  que  saber?  ¿Qué  áreas  de  mi  vida  he  de  cambiar?
  4. Elige una de las respuestas que has recibido en el paso 3 y escribe un plan de acción que puedas poner en práctica hoy.

Tu pensamiento del corazón para el día 10:

Escucho atentamente los mensajes de mi cuerpo

Meditación Día #10

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.